¿Qué es BlueMotion, la tecnología que llevan los Volkswagen?

Qué es BlueMotion

¿Vosotros también os preguntáis qué es BlueMotion, la tecnología que llevan algunos vehículos Volkswagen? Ya sabéis que nos encanta trasladar las dudas de nuestros clientes a este blog para aprender todos juntos. Precisamente ayer, un cliente interesado por un Volkswagen Golf seminuevo nos preguntaba por la famosa tecnología BlueMotion y su significado.

La tecnología BlueMotion, que Volkswagen empezó a introducir inicialmente en el Polo en 2006, para posteriormente aplicarla a más modelos, consiste en una serie de mejoras técnicas de los vehículos que permiten un menor consumo y una menor emisión de CO2.

Cuando Volkswagen empezó a hablar de la tecnología BlueMotion quiso destacar por encima de todo su aportación medioambiental gracias a la reducción de emisiones de CO2 en estos vehículos. De hecho, la campaña promocional de la tecnología BlueMotion se llamó Bosque BlueMotion (enmarcada dentro del concepto Think Blue) y se enfocó a ayudar a reducir el CO2 en la atmosfera.

A través de la campaña Bosque BlueMotion, Volkswagen se comprometía a plantar 17 árboles en un bosque ubicado en la Sierra de Alcaraz (Albacete) por cada Volkswagen Polo BlueMotion que se vendiera. La aceptación fue buena y el resultado, también, se plantaron más de 250.000 árboles a través de la iniciativa de la marca alemana.

Pero sigamos con la tecnología BlueMotion y sus características.

Algunas de las mejoras técnicas de la tecnología BlueMotion se encuentran, por ejemplo, en el motor, donde se reducen las revoluciones del ralentí, se mejora el filtro de partículas (DPF) y se optimiza el desarrollo de la transmisión (cambio de marchas), haciendo que la tercera, la cuarta y la quinta puedan alargarse más (hablamos de coches de cambio manual).

La tecnología BlueMotion también mejora aspectos como, por ejemplo, los neumáticos. Los vehículos se equipan con neumáticos menor resistencia a la rodadura y que admiten presiones mayores.

En los modelos más recientes con tecnología BlueMotion, el sistema START & STOP también es otra de las características de esta tecnología. Este sistema, además de permitirnos arrancar el coche con un solo botón, apaga el motor cuando el vehículo se detiene ante un semáforo (o atasco) y lo enciende de nuevo automáticamente cuando el conductor pisa el embrague para reanudar la marcha. Sin duda una forma eficiente de reducir emisión de CO2 y consumo de combustible, sobre todo en ciudad, donde el para-y-arranca es muy habitual.

Asimismo, también en la carrocería de los Volkswagen con tecnología BlueMotion encontramos aspectos que ayudan en su objetivo de menor consumo y menores emisiones. Ejemplo de ello son algunas mejoras aerodinámicas, como bajar la carrocería acortando el recorrido de los amortiguadores, factor que ayuda que la distancia entre el coche y la carretera sea menor que en otros coches, lo que permite una menor resistencia al viento.

Actualmente, la tecnología BlueMotion se está usando en los motores TDI de menos potencia del Volkswagen Polo, Volkswagen Golf y Volkswagen Passat.

Comparte y disfruta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>